•   Envíos Gratis a partir de 89€
       Por pedidos de 199€ regalo de un lápiz de acupuntura facial

The Emotions Lab SHOP
0

MÉDICOS AVANZADOS, MÉDICOS VALIENTES

Asimilar la adversidad como parte de…

 

En nuestra mano está mostrar más evidencias científicas para los más escépticos ya que en la actualidad no hay estudios científicos contrastados para hacer apología y certificar las maravillas de los elixires florales que nos ofrece la naturaleza. Es por eso que invito a una reflexión: ¿De verdad nos hace falta un estudio para creérnoslo?
Posiblemente a la ciencia, a la industria, a la comercialización masiva o a la medicina convencional le hace falta, pero hay una cosa que es más evidente que cualquier estudio: ¿Te funciona?
Olvidamos el sentido común y que formamos parte de la naturaleza. Olvidamos sentarnos y sentirnos. Estamos diseccionados de cabeza para abajo. Dejamos de sentirnos para pensarnos, y ni tan siquiera eso. Dejamos que nos piensen.

Evidenciamos lo científico y dejamos de evidenciarnos a nosotros. Buscamos el equilibrio en el exterior sin darnos cuenta que, en muchas ocasiones, ni tan siquiera nos permitimos ser. Buscamos fuera lo que no encontramos dentro, olvidando que ya lo tenemos todo. Seguimos esperando que nos certifiquen aquello que nosotros creemos ignorar, así que en la era de la tecnología vivimos más desconectados que nunca…

La industria investiga ahora en principios activos «naturales» para llenar el vacío que han dejado otros fármacos que ya no dan negocio. ¿Y de verdad ahora nos lo vamos a creer? Evidentemente sería bonito poder ejemplificar y concretizar científicamente las evidencias de los remedios que la naturaleza puso a nuestra disposición hace miles de años pero…

¿cuál es la intención real que esconde todo eso?

Puede ser que ahora empiecen a interesar cuando siempre han estado allí…

Médicos naturistas, doctores avanzados a su época como Bach, Max Gerson, Masaru Emoto, en la actualidad Hamer así como médicos alopáticos que han creído en su propia evidencia y en su sentido común como profesionales, están utilizando remedios y técnicas ante toda crítica y se exponen cada día a ser «tachados» de iluminados y temerarios por no emplear una práctica que se certifique bajo la evidencia científica que el sistema actual desea.

Son valientes que se ponen en evidencia ante un sistema en el que no tengo del todo claro que lo primordial sea la salud.

Es sabido, sobretodo en el sector, que hoy en día todavía no existe la aparatología específica para ciertas mediciones. Analizan los remedios homeopáticos y florales y dicen que es placebo porque sale agua y brandy o agua y sacarosa.

Quizá es muy pronto para hablar y certificar que el agua tiene la capacidad para grabar ondas electromagnéticas y que en esa agua viene grabada la información de la planta la cual es transmitida a tus células p46802-2or dichas ondas que entran en contacto con tu campo de resonancia.
Quizá es muy pronto para hablar de otro tipo de medicina que no cura mediante un proceso químico sino mediante un proceso vibracional.

¡Imaginaros al Dr.Bach descubriendo esto hace exactamente 86 años!
Todavía no sé como no lo quemaron en la hoguera…

Aunque hoy empiezan a existir algunos aparatos que nos hablan de algo más que de agua y brandy nos basamos todavía en algo un tanto empírico para certificar evidencias.

Pero (y vuelvo a preguntar): ¿De verdad nos falta tanto estudio cientifíco?

¿Se puede llamar evolución al hecho de pensarnos para dejar de sentirnos?

Siempre me visualizo viejecita poniendo un día las noticias y escuchando algún titular revelador sobre otra manera de ver la ciencia y la medicina. Y entonces me veo esbozando una sonrisa y recordando a todos los valientes que un día nos creímos algo tan increíble como lo que se siente y se experimenta pero todavía no se puede demostrar.

A todos esos médicos que fueron tachados de temerarios o farsantes por no poder evidenciar los logros que veían día a día en su consulta y tenían que callarse por no ser juzgados. A los que lo evidenciaron pero no tuvieron el contacto, la fuerza o el dinero para hacer creer al mundo que eso servía.

A todos los valientes que desafiaron a un sector nada sencillo de desafiar. Gracias. Podemos estar equivocados, pero decidimos el camino de sentirnos, del sentido común, de la evidencia empírica y de la intuición más ancestral.

A todos ellos: Dr.Bach, Dr.Max Gerson, Dr.Hamer, Masaru Emoto, Dr.Buxalleu-Font, Dr.Martí-Bosch.
Gracias por vuestras evidencias, por ser mi fuente de inspiración y por hacerme sentir más allá que lo que mis ojos pueden ver.

Comparte Esto

Copiar enlace al portapapeles

Copiar